La tradición y devoción de toda la gente que estos días de Semana Santa salen en las procesiones en todos lugares de España acarrea en ocasiones muchos problemas de salud y de aquí que nosotros los podólogos veamos la parte que nos preocupa como especialistas en el tema, el cuidado de los pies.

Costaleros, nazarenos, caras ocultas, penitencia y grandes pasos con gente que lleva sus pies descalzos. Hay muchas lesiones a nivel lumbar, cuello, en miembros inferiores por las personas que llevan mucho peso al cargar los pasos (roturas musculares en cuádriceps y gemelos, hernias discales…) Para todo ello es imprescindible la preparación que llevan con meses de antelación y el calentamiento previo (pues muchas de ellas pueden prevenirse realizándolo).

Desde mi punto de vista como podólogo aconsejar para prevenir lesiones previas en tobillos y pies el utilizar calzado con suela flexible y que sea cómodo. Cualquier alpargata o deportiva será mucho más cómoda que un zapato rígido y en tobillos acudir a consulta si es necesario un vendaje funcional el día anterior.

Para los penitentes descalzos en primer lugar desaconsejaría realizar la penitencia así. No obstante y si alguien lo va a realizar preparar el pie si es en sitio de costa realizando paseos por la playa descalzo y si no está en sitio costero en alguna zona ajardinada.

Cuidad vuestros pies y realiza una revisión por el podólogo.

Nuria Sarroca © 2022 Notas legales. Web puesta en servicios por La Oficina Online

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?